Grandes truchas de Catalunya a pez visto

pesca mosca

Surgió sin pensarlo mucho motivado por un gran deseo de escaparme, fue una de esas cosas que se organizan en el último minuto… Acompañado por Franck, recorro este río por tercera vez. Las dos excursiones anteriores fueron bastante productivas y eso que estábamos descubriendo el lugar, así que voy con mucha fe. Visto que tengo poca experiencia previa y conocimiento del río, no tengo la intención de dispersarme para descubrir nuevas zonas pescables Por el contrario, voy a centrarme en esas zonas donde vi los mejores peces las otras salidas. El objetivo es simple: Intentar pescar truchas grandes. Aunque el río está poblado por peces de todos los tamaños, no intentaré pescar numerosos peces, prefiriendo la calidad a la cantidad.

Texte

Afortunadamente, las condiciones son ideales para comenzar la jornada. Hay muy poco viento y el agua está transparente: se ve hasta veinte metros. ¡Un lujo para pescar a pez visto!

Es Franck quien localiza la primera bonita trucha. Puesta en plena la corriente, esperando para cebarse y comer los primeros insectos del día. Fue bastante fácil de abordar, ella pronto toma su seca. ¡Buen comienzo!

Image
pesca mosca
Texte

Parece que las truchas están activas. Hay peces cebándose justo a unos diez metros más arriba. Pero fui algo torpe y perturbé a este pez que se estaba alimentando. No tengo más opciones que esperar, inmóvil, que ella vuelva a ponerse activa, tranquilidad. Diez minutos de paciencia, antes de reanudar su actividad y tomar mi seca montada en un anzuelo del 18.

Image
pesca mosca
Texte

Para el próximo pez, soy mucho más cuidadoso. La trucha se encuentra en superficie, en un tramo de solamente 20 centímetros de profundidad, y se desplaza activamente de izquierda a derecha para alimentarse. Para no asustarla, me quedo a una distancia razonable, unos quince metros. Mi primer lance es bueno y ella viene a por mí imitación sin sospecha. Unos minutos de lucha en la corriente para terminar en mi red. Y esta bonita trucha es mucho más grande de lo que pensaba. ¡Mola!

Image
pesca mosca
Texte

Por la tarde bajo un sol ardiente, veo otra trucha grande que ninfea cerca de la superficie. Está en mi límite de distancia para lanzar y dudo poder hacerlo bien y tan lejos. Me tomo tiempo, me doy cuenta de que tengo que hacer un lance preciso para entrar en su "circuito de alimentos", ella se desplaza poco. En el momento más favorable, le presento una pequeña oreja de liebre. Sabiendo que está comiendo justo debajo de la superficie, creo que debería engañarla. Pero estaba equivocado, ella sigue ninfeando y perdió por completo el interés en mi seca. Teniendo muy poco tiempo antes de que la trucha esté fuera de mi alcance, mantengo mi seca en vez de cambiar por una ninfa. Pero, la mojo para que se ahogue lentamente. No es siempre efectivo, pero ya me dio buenos resultados. ¡Y una vez más, funciona! Incluso cambió su circuito para venir a buscarla.

Image
pesca mosca
Texte

Progresando por la orilla del río para alcanzar otro puesto, me parece ver un pez cebarse en plena vena, donde la corriente es muy potente. Intento algunas derivas, pero apenas puedo ver mi seca a flote, todo va demasiado rápido. La cambio para poner una seca parachute. Se divisa mucho mejor y obviamente mis derivas son más correctas. Al insistir un poco, repito la misma acción, pero esta vez, la trucha viene a atrapar mi mosca. Una vez en mis manos, solo estoy admirando sus colores.

Image
pesca mosca
Texte

Junto a un árbol muerto caído en la orilla, percibo un pez cebándose y me acerco para lanzarle. Como el borde es difícil de acceder, me veo obligado a acercarme mucho para abordarlo. Una vez en posición, noto que es una gran arcoíris que no para de cebarse y ninfear frente a mí. Mis derivas a seca y a ninfa no son efectivas, ¡se acumulan los rechazos! El tipo de situación que nos hace pensar que nunca hay suficientes moscas en nuestras cajas… Dejar que mis imitaciones se desvíen naturalmente no parece funcionar, así que intento todo lo contrario. Monto una ninfa más pesada y la cuelgo con mi caña, a unos treinta centímetros del pez, animo ligeramente mientras permanezco en su eje. Esta acción algo improbable ha sido productiva y ahora es una lucha dura la que me espera. Huídas , saltos, intentos de engancharme la línea... todo a la vez, me hace sufrir, pero me las arreglo, y a pesar de todo el final de la batalla está a mi favor porque, a trancas y barrancas, acaba en mi red mientras que mi anzuelo está medio abierto... ¡Por fin se acabó la lucha!

Image
pesca mosca
Texte

Para finalizar, tuvieron una gran actividad a la caída de la noche bajo la lluvia. ¡Varias truchas grandes a seca, nos divertimos mucho y terminamos a lo grande!

Image
pesca mosca
Image
pesca mosca
Image
pesca mosca
Image
pesca mosca
Texte

Hasta pronto en las orillas…

Sobre el autor

A los 25 años, Jordan es un amante de la naturaleza y, por supuesto, de la riqueza del entorno acuático que lo rodea. Especializado en la pesca con señuelos artificiales...